Pensamiento del viernes 16de marzo de 2017-Omraam Mikhaël Aïvanhov

000 (2)

Pensamiento del jueves 16 de marzo de 2017.

“Los anales de la Ciencia Iniciática relatan que la especie humana, tal como la conocemos, no es la única que ha aparecido sobre la tierra; otras humanidades la han precedido, y entre ellas algunas tenían una cultura mucho más avanzada que la nuestra. Si han desaparecido, es porque se abandonaron a los impulsos de su naturaleza inferior; y la naturaleza inferior no tiene otro fin que dominarlo y avasallarlo todo, tanto a los seres como a la naturaleza.
Lo que es un muy mal presagio para el futuro de nuestra humanidad, es que vemos manifestarse más y más estas tendencias a la dominación, y más aún en la medida en que los progresos científicos y técnicos no cesan de proporcionar nuevos medios. Si los humanos no deciden aprender a poner los impulsos de su naturaleza inferior al servicio de su naturaleza superior, de los poderes del alma y del espíritu se destruirán. La Inteligencia cósmica, que vive en la eternidad y no está cerca de la humanidad, les dejará hacer. Tantas otras humanidades han desaparecido, que si a su vez ésta desapareciera por su propia culpa, no le afectaría mucho: con los pocos individuos que quedasen, prepararía una nueva.”

Omraam Mikhaël Aïvanhov

Anuncios

Pensamiento del viernes 17 de marzo de 2017-Omraam Mikhaël Aïvanhov

01bf8b28366800745dc2a652b8fd3ffa

Pensamiento del viernes 17 de marzo de 2017.

“Para recibir las corrientes benéficas que atraviesan el espacio, hay que abrirse. El Señor ha derramado todas sus bendiciones en abundancia, y si no las recibís es porque tenéis una concepción tan limitada de la vida que cortáis con Él. Después os quejáis: «Nadie me escucha, nadie me ayuda, estoy solo, estoy abandonado. ¡No es posible que exista un Dios!»
Los humanos son extraordinarios: ellos mismos se ponen en una situación deplorable, y después llegan a la conclusión de que Dios no existe. ¡Ni más ni menos! Pero que traten de abrirse un poco a Él y de comunicarse con Él, y descubrirán que siempre está ahí para sostenerles, para iluminarles, y que si no han recibido esta ayuda y esta luz, es porque estaban cerrados.

El que se limita, se hace daño. Haced el esfuerzo de abriros, de ensancharos: quedaréis paralizados de tanta maravilla, sentiréis por todas partes las bendiciones de la presencia divina por encima vuestro, alrededor vuestro y en vosotros.”

Omraam Mikhaël Aïvanhov