MODELANDO TU REALIDAD (meditación-poesía)

Compañero de viaje…: ya se está haciendo un hábito en ti, el respirar hondo…, vibrar alto…, y expandir tu conciencia…

Y te vas dando cuenta que desde ese bendito estado de conciencia expandida, y utilizando simplemente tu Intención, puedes ir modelando tu realidad cotidiana.

Con tu imaginación, penetras en la esfera cuántica del Eterno Ahora, -allí donde bullen todos los potenciales-, y magnetizas SOLO UNO de los tantos desenlaces posibles para la circunstancia que estés atravesando…, solo el que deseas que se manifieste en el mundo físico.


MEDITACION : MODELANDO TU REALIDAD


– Estás yendo a esa entrevista de trabajo, y en el camino, respiras hondo, profundo…, contactas tus frecuencias más altas…, y visualizas el cuadro que quieres que se cristalice: …el diálogo ameno con el entrevistador…, tu actitud serena y relajada…, tus respuestas acertadas y oportunas, con la certeza íntima de que todo saldrá perfectamente…


Mientras lo vas visualizando, vas recreando el sentimiento jubiloso que ese hecho te produce…, esa confianza absoluta de que el trabajo YA es tuyo; ves el rostro de tu interlocutor gratamente sorprendido por tu brillante desempeño: seguro, confiado, y sin fisuras…


– Llega tu esposo tarde del trabajo, y te avisa que en media hora vienen tus suegros a cenar…: ¡qué destemplada hubiese sido tu reacción en otros tiempos…!


Pero ahora, en cambio, respiras hondo, profundo, …vibras alto…, y visualizas al instante que todo irá bien…¡maravillosamente bien…!


Y en tu cuadro mental, el tiempo se estira…y te permite preparar la cena perfectamente: te ves alegre y despreocupada, tratándolos con cordialidad…, aceptando con humor sus características “densas”…, manejando las circunstancias con soltura y calidez…, y transformando lo que antes hubieras considerado ¨un contratiempo¨, en una experiencia placentera…


Y mientras imaginas ese cuadro, vas acompañando esa visión, con una gozosa anticipación de lo que ya das por descontado que sucederá…


– Te avisan de repente que falleció la madre de tu mejor amigo; te sobrepones del impacto, y mientras te cambias para ir al velatorio, respiras hondo…, elevas tu vibración…, y te ves llegando a la sala mortuoria…y abrazando a tu amigo con una serenidad que parece llegarte de otros planos…


Ese es tu objetivo: poder transmitirle esa paz insondable…, para así aliviar en parte su tremenda congoja…


Ves cómo una oleada de profunda aceptación roza su alma…, y por entre las espinas de ese dolor tan hondo, florece suavemente la rosa de la comprensión…, haciéndole sentir la sabiduría de cada partida…, la perfección que encierra cada desenlace…


Su corazón late más calmado…, la angustia se disipa de su mirada…, y mientras estás visualizando este cuadro, tu propio corazón SABE que así sucederá…


En cada uno de estos ejemplos, compañero de viaje, estás modelando ¨por anticipado¨ tu futuro inmediato: de una u otra forma, la experiencia “real”, transitará por esa senda ya premoldeada.


Y al fin te darás cuenta claramente, de cómo siempre has ido creando tus circunstancias, con tu actitud, tu intención, y tu sentimiento…-más allá de que te percataras o no de ello-.


La diferencia radica en que, en lugar de hacerlo de manera inconsciente -y muchas veces negativa-, como lo hacías antes, ahora ELIGES deliberadamente lo que quieres que se manifieste, y lo proyectas sobre la pantalla holográfica del Universo, teñido de una alta carga emocional positiva.


En última instancia, eres como un imán atrayendo lo que proyectas: es siempre tu expectativa la que fabrica tu realidad ( y cuanto más lo practiques, más y más fácil te resultará, más placentero y mágico…).


Porque ahora ya no se trata más de “sesiones de visualización” previas, largas y tediosas…


Ahora, gracias al regalo maravilloso de la Nueva Energía, ¡todo es “al toque”! (como dicen los chicos): ¡vas proyectando los desenlaces MIENTRAS las circunstancias están sucediendo!


De más está decir que cuanto más involucres –en tales desenlaces-, el mayor bien de todos…, cuanto más amor irradie tu proyección…, más rápidos y espectaculares serán tus logros…; cualquier motivación egoísta, buscando sólo tu beneficio, -cualquier “cortarse solo”-, no es otra cosa, a la larga, sino ¨un tiro en el pié¨ : ¿acaso no somos TODOS UNO?.


(Por ejemplo, si el perro del vecino hace veinte minutos que ladra desaforadamente, y no te deja concentrar en lo tuyo…¡no ¨proyectás¨ que un auto lo atropella cuando lo sacan a pasear…!; por el contrario, proyectás que tu energía llega hasta él…, lo acaricia…, lo calma…, lo tranquiliza…, y poco a poco vuelve el silencio.)


Un elemento central en esto, es CONFIAR en que el proceso se está dando; si DUDAS de ello, esa misma duda provocará “el fracaso” de tu proyección: ¡la expectativa es CREADORA en ambas direcciones…!


Camarada de ruta: las Nuevas Energías ya arribaron…; la Conciencia Expandida ya está aquí…: ha llegado la hora en que tomes el timón de tu existencia entre tus manos…, y modeles cada uno de tus días, como un maestro artesano su creación…, porque en definitiva…: ¡eres el único dueño de tu vida de Mago…!


Y si en algún momento, compañero de viaje, llegara a flaquear en ti la autoestima…, y dudaras de tu propio poder para alcanzar tus mayores anhelos…, tal vez quisieras entonces “darte fuerzas”, diciéndote a ti mismo:

¡Puedo lograr esto que quiero tanto…!

 ¡este anhelo febril…, esta utopía…!,

 ¡este ideal que allí me está esperando,

 en cada hora del día…!

 ¡Puedo alcanzar cualquier cosa que anhele…!

 ¡Nada de la experiencia humana me es ajeno…!,

 que si alguien en el mundo lo ha logrado…,

 ¡yo no soy menos…!

 ¡No hay traba alguna para el que decide

 ir al encuentro de lo que soñó…!

 Y si hay algo que pueda refrenarme…

 ¡solamente soy yo!

 Si hay telarañas…, están aquí en mi mente…:

 allí en el mundo, solo hay pasos que dar…

 ¡la realidad es una arcilla blanda

 que se deja moldear…!

 Solo debo enfocarme totalmente…;

 entregar por completo el corazón…,

 y desechando todo asomo de dudas…

 ¡sostener mi visión…!

 Porque este sueño azul que me contempla,

 llegó hasta mí para que pueda verlo

 corporizarse delante de mis ojos… :

 ¡yo sé que puedo hacerlo…!

 Jorge Oyhanarte


Anuncios

“¿QUÉ ES ESO DE ¨VIBRAR ALTO¨…?” (poesía texto y video)

 

Hay algo que se menciona de manera repetida,

y no sé si últimamente de entendimiento ando falto,

o si estoy desconcentrado por cuestiones de la vida,

pero no logro captarlo…: ¿¡qué es eso de “vibrar alto…”!?

 

La vibración, compañero, es el movimiento interno

del electrón cuando gira en torno al núcleo del átomo;

una pulsación de onda que emiten todos los cuerpos:

¡no hay nada en el Universo que no se encuentre vibrando!

 

Esa oscilación constante tiene su propia medida: 

la cantidad por segundo se denomina “frecuencia”;

cuando cambia esa frecuencia, cambia también su energía

y así, consecuentemente, cambia su naturaleza… 

 

Aquí mismo, en este instante, también nosotros vibramos,

y son nuestros pensamientos vitales en nuestra historia:

según la naturaleza de aquello en lo que pensamos,

se acelera o lentifica nuestra tasa vibratoria.

 

Voy a ponerte un ejemplo para que lo captes bien:

intenta mentalizarte con lo que te iré diciendo,

repítelo internamente, y percíbete a la vez

tal y como si ese fuera realmente tu pensamiento:

 

“Voy de fracaso en fracaso…, marchando siempre a los tumbos…,

soy un pobre desgraciado…, un inútil…, un vencido…,

nunca llego a fin de mes…, ¡todo está mal en mi mundo!,

siempre solo…, siempre triste…, ¡no sé para qué he nacido!”.

 

¿Sabes? ¡De verdad hicieron que mi vibrar fuera lento

las emociones oscuras que en esas frases están…!,

y me sentí muy pesado…, me sentí viscoso y denso…,

¡como si hubiese caído en un pozo de alquitrán!

 

Ahora sintoniza en cambio una estación diferente:

una situación opuesta y una actitud muy distinta,

y de la misma manera que lo hiciste anteriormente,

vivéncialo internamente, a pleno, sin medias tintas.

 

“¡Todo en mi mundo está bien!: ¡el Universo me cuida!,

marcho seguro y confiado…, marcho sonriente y sereno…,

tengo amor…, tengo abundancia…, y tengo paz en mi vida…,

porque sé que me merezco todo lo bello y lo bueno…”

 

¡Vaya!, sí que lo he captado…: ¡qué enorme la diferencia!:

una ligereza extrema…, una liviandad total;

me sentí nítidamente vibrando en otra frecuencia,

mucho más en consonancia con quién soy…, mi Ser real…

 

Es que te sincronizaste con una onda muy alta:

la frecuencia vibratoria del amor y la alegría…,

y en su campo ondulatorio sientes que nada te falta,

¡porque te colma de gozo esa elevada energía!

 

¡Y hasta incide en tu salud!: la enfermedad vibra bajo,

y prospera donde encuentra negatividad y miedo,

más cuando halla una estructura celular que vibra alto,

sabe que no tiene chances de ingresar en su terreno.

 

Y cuéntame, compañero…, esa frecuencia elevada…,

¿acaso nos proporciona algún otro beneficio…?;

además de procurarnos una vida relajada,

¿nos conduce hacia otra fase a la que demos inicio?

 

Así es, amigo: ella activa algo aún más importante:

tu particular proceso de ascensión dimensional,

y sentirás que a medida que a tu conciencia la expande,

dejas atrás los cerrojos de la percepción lineal.

 

Por eso, buen camarada, si quieres vivir dichoso,

y además poder moverte por entre las dimensiones,

entrénate en procurarte pensamientos luminosos,

¡y tórnate en un celoso guardián de tus vibraciones!

 

Jorge Oyhanarte

 
 

“¡QUE NO PIENSE MAL DE NADIE!” (Plegaria rimada texto y video)

 

 

¡Amado Yo Superior, 

haz que tu luz en mí irradie, 

para que nunca en mi vida 

llegue a pensar mal de nadie!

 

Ni aún de quién me ha fallado 

causándome un gran dolor…, 

¿de qué me sirve la inquina…?, 

¿en qué me ayuda el rencor…?

 

¿Para qué el resentimiento 

con su aflicción y su cuita, 

si es a mi propio jardín 

al único que marchita…?

 

Sí…, es verdad…, me han mentido 

y lastimado también, 

y en múltiples ocasiones 

me han devuelto mal por bien.

 Pero jamás el encono 

lo ha corregido a un error, 

ni ha curado las heridas 

que provoca el desamor.

Sé bien que al andar su vida 

cada persona, en esencia, 

sólo puede actuar de acuerdo 

a su nivel de conciencia…

Si pretendo paz del necio, 

o bondad del desalmado, 

o virtud del egoísta, 

¡soy yo el desubicado!

Y si lo que brinda el otro 

se ajusta a su vibración, 

¿qué sentido tiene entonces 

sentir por él aversión?

 Aquél que no fue impecable 

al tomar sus decisiones, 

ya ha de recoger un día 

el fruto de sus acciones.

Porque el debe y el haber, 

se equilibran en el viaje: 

¡se puede escapar de todo…, 

más no del aprendizaje!

Y si hay una Ley Mayor 

que corrige a cada humano, 

¿para qué perder mi tiempo 

pensando mal de un hermano?

Lo que el prójimo decide 

no está en mis manos cambiarlo, 

pero sí es de mi incumbencia 

el juzgarlo… o no juzgarlo.

Por eso, Yo Superior, 

haz que tu luz en mí irradie, 

para que nunca en mi vida 

llegue a pensar mal de nadie…

Jorge Oyhanarte

LA ETERNA LUCHA


¿Por qué, sabida Tu presencia en mí,

Y gozando de todos Tus favores,

Sigo llevando una vida de errores

Que me separa mas y mas de Ti?

Que no hay asunto de lo baladí

Despreciar al Amor de los Amores

Elegir un remitente de dolores

Por no aplicar al alma el bisturí.

Si quieres hacer el bien, realizar el mal

Y el mal que yo no quiero, es el que hago …

Mas, sabiéndote en mí, siendo mi igual,

Y escuchando Tu voz, yo me deshago

Por librar de un sino tan fatal.

¿Qué amarga situación, qué dulce trago!

Francisco Manuel Nácher

Https://viajealeternopresente.wordpress.com/

ALMAS AMANECIENDO

Estoy alegre cuando callas,

cuando callo,

cuando una sonrisa basta.

Estoy alegre cuando veo la certeza

en el murmullo de las palabras mecidas por el viento.

Viento que eleva cual pluma mi cuerpo dolorido, cansado…

Mecido por la brisa viajo como gotas de lluvia que no alcanzan a caer,

sólo espero la palabra del poniente susurrándome al oído…

”Es la hora del viento,

es el tiempo,

el anhelo que sublima los cuerpos.

Almas amaneciendo

con el rocío acariciando los cabellos mecidos por el viento”.

Estoy alegre cuando me hablas,

palabras de calma para mi alma…

Siempre,

en cada momento.

Ángel Hache

http://escrito-en-el-viento.blogspot.com.es/

https://viajealeternopresente.wordpress.com